Boicot a Facebook - Cantineoqueteveonews

El boicot a Facebook al que se suman grandes conglomerados comerciales resulta inocuo y sólo pellizca las finanzas de la red social.

Grandes y pequeñas empresas, así como transnacionales se unen a la lista de compañías que anunciaron la suscepción de publicidad. Todo ello ocurre después que la Liga Anti-Difamación (ADL) convocara a un boicot.  La cruzada forma parte de la campaña “Stop the Hate for Profit” (“No al odio por las ganancias”).

Aseguran que Facebook hace muy poco para reprimir el discurso de odio a incitación a la violencia. Señalan que la red social mantiene sus brazos cruzados y permite que sus usuarios se expresen con libertad.

Puedes leer: Cocteles de cianuro con los que exterminan a animales salvajes en EEUU

Las “políticas de discurso de odio, incitación y desinformación de Facebook son inequitativas”, dijo en una carta el presidente ejecutivo de la ADL, Jonathan Greenblatt. Tales asociaciones critican a Facebook por haber incluido al sitio Breitbart, cercano a la extrema derecha estadounidense, entre los medios asociados en su hilo de noticias.

Boicot a Facebook se extiende

Facebook ha obtenido un estimado de 70 mil millones de dólares anuales en anuncios, de acuerdo a información de la agencia AFP.

Al boicot a Facebook se sumaron Unilever, Coca Cola y Starbucks, Ford, Adidas, Puma, entre otras. Al parecer sucumbieron ante las presiones y por ello dejarán de anunciarse en esta red.

“Respetamos la decisión de cualquier marca y seguimos centrados en el importante trabajo de eliminar el discurso de odio y proporcionar información crítica para votar”. Así respondió Carolyn Everson, vicepresidenta de soluciones de marketing global de Facebook.

Antes de que estallara el temporal Twitter y YouTube tomaron medidas para frenar la aparición de mensajes vinculados a la homofobia, el racismo o el supremacismo.  Pero Fabebook se mantiene al margen y permite que sus usuarios se expresen y cuelguen sus opiniones.

Acusan a Mark Zuckerberg y su gigantesco conglomerado como el nuevo refugio de estas ideas. Sin embargo, los expertos estiman que el boicot a Facebook terminará en un ligero rasguño, en un simple pellizco.

Mientras tanto, la red social se queda sin los ingresos publicitarios de algunas de las compañías más importantes del mundo. A cambio permite que sus usuarios piensen y se expresen sin temor alguno sobre diferentes tópicos.

La plataforma con sus usuarios

Expertos en finanzas creen que aunque Facebook perdiera a sus 100 anunciantes más importantes, sus ingresos descenderían en 4.200 millones de dólares. Todo ello equivale un 6% del total de sus entradas netas.

Pero el boicot a Facebook persiste. Mientras tanto el goteo de empresas que se retiran de la plataforma sigue.  “Vamos a actualizar la forma en que las noticias se priorizan para mostrar los informes auténticos y los artículos publicados de manera transparente”, sostuvo Facebook en un comunicado.

Puedes leer: Amazon instala un asistente de distancia con inteligencia artificial

Los críticos consideran que de calar la campaña se sentaría un impacto en la libertad de expresión. Ya nadie podrá hablar con libertad sobre la homosexualidad o el feminismo, por ejemplo. Podría ser censurado y sus comentarios eliminados.

Se estima que la plataforma fundada por Mark Zuckerberg capea la tempestad en detrimento de sus finanzas. La red social apoya a sus usuarios opinen lo que opinen.