Cantineoqueteveo News - Robos en Barcelona

Los robos en Barcelona está llegando a limites extremos; la capital catalana ha quedado en manos de la delincuencia, convirtiéndose en la ciudad sin ley.

Los robos en Barcelona va desde pequeños hurtos y centenares de carteristas en el metro a tirones de relojes; y bolsos e incluso tiroteos.

Sin embargo, en menos de ocho horas, se registraron cuatro casos; todos mediante el método del “tirón” robando relojes de alta gama.

Extrema violencia

En este tipo de robos, los ladrones observan a sus víctimas, estudian sus gestos durante unos minutos y les atacan haciendo uso de una violencia extrema. Normalmente, se centran en turistas o personas mayores.

Además, los agresores les arrancan, literalmente, el reloj de su muñeca. Estos ataques, que suelen sorprender a las víctimas, pueden provocarles serias lesiones a consecuencia de la violencia con la que se ejecutan.

La extracción tanto de relojes como de bolsos o mochilas empleando la violencia física, puede desestabilizar a las víctimas, sobre todo si son de avanzada edad; y provocarles lesiones de gravedad

De momento, no hay novedades significativas en relación con los cuatro incidentes registrados este domingo en Barcelona. La policía catalana sigue investigando los hechos.

Cuatro robos valorados en 45.000 euros

Otro robo con violencia en el cruce de las concurridas calles Diputación y Paseo de Gracia (Eixample) y el último, de madrugada, en el distrito de Sant Martí.

El objeto sustraído tenía un valor de 10.000 euros. Diez minutos más tarde, en otra zona del mismo distrito, cuatro jóvenes de nacionalidad española y de unos 20 años, sustrajeron el reloj y el móvil a otro turista. En este caso el valor del robo ascendía a 20.000 euros.

Dos horas después de estos primeros incidentes, otro hombre de origen marroquí, vestido de blanco y con gorra; sustrajo de un tirón el reloj de otro turista, de nuevo, con un valor de 10.000 euros.

Por último, a las 06:00h de este lunes, en la calle Marina (Sant Martí), un hombre de 50 años fue víctima de otro robo con violencia. En este caso, los ladrones se le tiraron encima y le robaron el reloj, valorado en 5.330 euros.