Reconocimiento facial - Cantineoqueteveonews

El sistema de reconocimiento facial, la herramienta de seguridad más generalizada de los últimos años podría ser enviada a la basura.

Cada vez más detractores se suman a iniciativas para boicotearla. En España hace algunas semanas se generó una polémica cuando la gigantesca cadena de supermercados Mercadona intentó ponerla en práctica. En Europa es cada vez frecuente su rechazo. Los ciudadanos se niegan a ser escaneados sin su consentimiento.

Tras los atentados del 11 de Septiembre de 2001 el mundo entendió que en aras de la seguridad se tendría que sacrificar la privacidad. Ahora las agencias de seguridad acceden a nuestra información personal sin el consentimiento de la persona. En China es obligatorio su uso y los ciudadanos no pueden negarse.

Puedes leer: IOTA 2.0 hace regresar a la criptomoneda al TOP25 del ranking

El sistema de reconocimiento facial es una aplicación dirigida por computadora que identifica automáticamente a una persona en una imagen digital. Esto se logra a través de un análisis de las características faciales del sujeto.

La herramienta en los últimos años se convirtió en un área de investigación apasionante. Abarca diversas disciplinas, como procesado de imágenes, reconocimiento de patrones, visión por ordenador y redes neuronales. Allí participan expertos en informática, neurocientíficos y psicólogos.

Reconocimiento facial

El objetivo del reconocimiento facial consiste en dada una imagen de una cara «desconocida», o imagen de test, encontrarla en un conjunto de imágenes «conocidas». La dificultad añadida es que debe realizarse en tiempo real.

Para ello existen dos métodos. En uno se compara una imagen de la cara con otra imagen con la cara de la que queremos saber la identidad. En la segunda se compara la imagen de una cara desconocida con todas las imágenes de caras conocidas que se encuentran en una base de datos.

Los organismos encargados de la aplicación de la ley utilizan este instrumento para identificar a personas de interés para una investigación. En el Sistema de INTERPOL de Reconocimiento Facial (IFRS) se almacenan las imágenes faciales enviadas por más de 160 países. Ello lo convierte en una base de datos policiales de ámbito mundial única.

La página web del organismo explica que se utiliza un software automatizado de identificación biométrica. La herramienta es capaz de identificar a una persona o de comprobar su identidad mediante la comparación. Además interviene el análisis de los modelos, formas y proporciones de sus rasgos y contornos faciales.

Desde que a finales de 2016 se puso en marcha el sistema de INTERPOL de reconocimiento facial, se ha logrado identificar a más de 650 delincuentes, prófugos, personas de interés para una investigación o desaparecidos.

Las huellas dactilares y el ADN son inalterables durante toda la vida, pero el reconocimiento facial es diferente.  Allí se toma en consideración el envejecimiento, cirugías plásticas y los cosméticos. De manera adicional interviene en el rostro el consumo excesivo de drogas o tabaco.

Potenciales candidatos

Los expertos de las agencias de seguridad consideran que la  buena calidad de las imágenes es también un aspecto esencial. Por ello es probable que el sistema IFRS no pueda procesar imágenes de calidad media o baja. En consecuencia la precisión en la búsqueda del reconocimiento facial se dificulta.

Lo ideal sería disponer de una fotografía de pasaporte con iluminación homogénea en el rostro y un fondo neutro. Pero no siempre las autoridades pueden obtener esa foto.

Puedes leer: Cirque Du Soleil: La increíble caída de un gigante de talla mundial

Una vez que se obtiene un algoritmo codifica de manera automática del sospechoso que se introduce en el sistema. Luego se compara con los perfiles almacenados en la base de datos. De este modo se obtiene una lista de “candidatos” de los aciertos más probables.

Sin embargo, por ahora no todo es perfecto. Tal vez usted en algún momento pueda ser detenido como “candidato” de forma preventiva para verificar su identidad. Su privacidad ha sido invadida si resulta inocente, pero si se trata de un terrorista la humanidad se ha librado de otro potencial atentado.