Tiempos de coronavirus - Cantineoqueteveonews

En tiempos de coronavirus para la humanidad no hay vuelta atrás y para los migrantes su existencia pende de un hilo.

O salvamos el planeta o nuestra existencia tiene los días contados, sostienen los epidemiólogos. Miles arriesgan sus vidas al cruzar el Mediterráneo. La Organización Internacional para las Migraciones aseguró que las medidas que se toman para controlar la pandemia afectan a los migrantes de todo el mundo.

“Son seres humanos, son vecinos, son familias, son personas que nuestros hijos conocen de la escuela. Se ven afectados de la misma manera en que todos nos vemos afectados por esta emergencia de salud pública. Y creemos que el mensaje más importante es tratar a las personas con dignidad y recordar que el pleno respeto por sus derechos humanos no cambia bajo estas circunstancias”, comentó a Noticias ONU, el portavoz de la Organización, Joel Millman.

Puedes leer: Test del doctor Stubbins Ffirth para descubrir el origen de la fiebre amarilla

Millman afirmó que quienes sufrirán las peores consecuencias son aquellos trabajadores a destajo.Sobre todo los migrantes que se encuentran en Estados Unidos y Europa. También afectará las remesas, de las que dependen millones de familias en América Latina.

“Si la actividad que los Estados y las ciudades están alentando es quedarse en casa y no ir a bares y restaurantes. No congregarse tendrá un gran impacto en la capacidad de los migrantes de enviar dinero a sus hogares, que es esencial para sus familias y para los mismos países donde se encuentran. Esta es una gran preocupación nuestra”, agregó.

Tiempos de coronavirus

El portavoz añadió que a pesar de que la Organización comprende las razones por las cuales se toman estas medidas en tiempos de coronavirus. También recordó a los países la importancia del acceso universal a la salud pública.

“Las sociedades son más saludables si todos son más saludables. Si tienen un migrante que posiblemente podría estar propagando una enfermedad contagiosa, desearían que esa persona tenga acceso a médicos que puedan saber si esta persona es o no un peligro para sí mismo o para sus vecinos”, dijo.

 Admitió que los países siempre asocian a los migrantes con un aumento de la tuberculosis, por ejemplo. Se trata de un estigma que demoniza a los migrantes. Por miedo evitan ir al hospital, o si van no los atienden, asegura el portavoz.

Los expertos consideran que el cierre de fronteras incita a los cruces clandestinos. Esta situación podría traer un impacto mayor durante la pandemia global.

La Organización lamenta que los migrantes crucen de manera criminal en las noches y en lugares no oficiales. Fenómeno que genera enormes dividendos a los traficantes de personas. Temen que algunos migrantes pudiesen presentar problemas de salud y el peligro se multiplica.

Ahogados de problemas

La OIM expresó su disposición a ayudar a los países en diferentes cruces fronterizos, como lo hace en Afganistán, por ejemplo. La República Islámica de Irán ha sido impactada por la pandemia y muchos afganos que vivían allí ahora regresan a sus hogares. Se habla de 9000 personas al día.

El mes pasado la Organización Internacional para las Migraciones lanzó un plan de preparación y respuesta en tiempos de coronavirus. En Asia, por ejemplo, se distribuyen desinfectantes de manos y toallas de papel a migrantes que se dirigen a los Estados Unidos y que se someten a controles de salud en los centros de la Organización. El mes pasado se le donaron a China insumos médicos esenciales para ayudar a proteger a los trabajadores de la salud que están cumpliendo tareas en los puntos de acceso.

Puedes leer: IOTA marca el rumbo en privacidad de datos y la COVID-19

Del mismo modo la OIM brinda asistencia técnica para realizar un seguimiento de todos los vehículos que ingresan y que salen de la capital de Mongolia.  Algunos países suspendieron la llegada de refugiados por la situación de salud pública.