Operación DART - Cantineoqueteveonews

Parece el guión de una película, pero en realidad la NASA tiene lista la Operación DART para estrellar una nave espacial contra un asteroide.

Se trata de la primera misión de defensa planetaria que los científicos abordan. Sin embargo, la NASA aclara que «no se conoce ningún asteroide que represente un riesgo de impacto en la Tierra en los próximos 100 años».

El asteroide que reviste mayor peligro es el 2009FD. Se cree que tiene menos de 0,2% de probabilidades de chocar contra la Tierra en el año 2185. Pero es mejor ensayar y estar entrenados para cuando en alguna ocasión se presente una amenaza real.

Puedes leer: Modelo científico explica por qué las plantas son verdes

Frente a esta realidad la NASA y Agencia Espacial Europea (ESA) preparan la Operación DART.  El objetivo de la misión de defensa planetaria consiste en desviar la órbita del asteroide.

DART, que en inglés significa dardo aunque en este caso son las iniciales de Prueba de Doble Redirección de Asteroide. Los expertos estiman que la delicada acción se ejecute entre julio y septiembre de 2022 contra el asteroide llamado Dimorphos que significa dos formas.

Operación DART en acción

El objetivo consiste en lanzar la nave al espacio para hacer que se estrelle contra Dimorphos. «Lo que queremos lograr es cambiar la velocidad del objeto en quizás un centímetro por segundo», explica el astrónomo Andy Rivkin, uno de los líderes de la misión en el portal de DART.

La NASA considera que el impacto cinético es el método «más simple y más maduro», para defender a la Tierra de los asteroides. La nave de bajo costo ejercerá las funciones de un misil que puede viajar a 6,6 kilómetros por segundo.

Adentro lleva una cámara que hará las veces de una mira para identificar al Dimorphos. Una vez lista y al estilo kamikaze impactará al asteroide.

Para la Operación DART diseñó un satélite cúbico. El mismo se desprenderá de la nave dos días antes del impacto. Los científicos pretenden obtener fotografías del choque.

Según los expertos Dimorphos integra un sistema binario. Gira en torno a otro asteroide llamado Didymos, que en griego significa gemelos. Se estableció que tiene un diámetro de 160 metros, algo más pequeño que Didymos, que tiene un diámetro de 780 metros.

El objetivo de la Operación DART también en precisar cuánto cambia la órbita tras el choque.  La nave será lanzada en el segundo semestre del año 2022 porque para esa fecha el sistema binario Didymos estará más cerca de la tierra. Los estudios revelan que estará a unos 11 millones de kilómetros.

Defensa planetaria

Para los especialistas será la ocasión especial para valorar a la nave y a Dimorphos como conejillos de indias. Los telescopios desde la Tierra podrán observar la variación de la órbita respecto a Didymos.

Los programas de defensa planetaria tienen el propósito de proteger a la Tierra de las amenazas de objetos cósmicos cercanos. A estos se les conoce como NEO, por sus siglas en inglés. Un asteroide se considera cercano a la Tierra cuando su órbita lo trae a unos 50 millones de kilómetros de nuestro planeta.

Puedes leer: Los diamantes más caros asombran por la cuna donde nacen

La gran mayoría de objetos cercanos que entran a la atmósfera de la Tierra se desintegran antes de llegar a la superficie. Sin embargo, aquellos objetos que son mayores a unos 30 metros sí podrían causar daños si traspasan la atmósfera.

Según la NASA, se considera a un objeto potencialmente peligroso si orbita a 7,5 millones de kilómetros de la Tierra y tiene más de 140 km de diámetro.